jueves, 21 de marzo de 2019

Panna cotta con gelatina de zumo natural de granada


En casa nos encanta la panna cotta, de hecho en el blog ya hay publicadas la receta de Panna Cotta con coulis de frambuesa, panna cotta de café y la cuajada de chocolate blanco con coulis de frambuesa (que en el fondo es prácticamente una panna cotta).

Esta vez, la hemos preparado con gelatina de zumo natural de granada en formato de pequeños vasitos.

Si os gusta la granada os animamos a probar esta receta.


Ingredientes para la Panna cotta

1 litro de nata para montar
100 g de azúcar glas (podemos sustituir unos 20 gramos por azúcar avainillado)
1 vaina de vainilla o 1 cucharadita de extracto de vainilla
La piel de un limón (sólo la parte amarilla)
4 hojas de gelatina sabor neutro (o su equivalente en polvo)

Ingredientes para la Gelatina de granada

300 ml de zumo natural de granada
3 cucharadas de azúcar
Una cucharada de zumo de limón
3 hojas de gelatina
Unos pocos granos de granada para decorar (opcional)


Elaboración de la panna cotta


Si la gelatina es en láminas la hidratamos poniendo las láminas de gelatina en un cuenco con agua fría durante 10 minutos. Y si vamos a emplear gelatina en polvo, la disolvemos en 4 cucharadas de nata.

En un cazo, echamos la nata, el azúcar, la vaina de vainilla qué previamente habremos abierto longitudinalmente o el extracto de vainilla y la piel del limón. Lo dejamos a fuego medio removiendo de vez en cuando. 


Cuando hierva lo retiramos del fuego y quitamos la piel del limón. Añadimos las hojas de gelatina escurridas o bien la gelatina en polvo que hemos disuelto con un poco nata. Damos vueltas con una cuchara de madera para que se mezcle bien la gelatina con la nata.

Echamos la mezcla en el molde o vasitos individuales qué vayamos a emplear y lo dejamos en el frigorífico  mínimo 3 ó 4 horas. También se puede preparar el día anterior.

Pasado este tiempo, la panna cotta habrá adquirido la consistencia necesaria y si la hemos hecho en  vasitos individuales ya le podríamos echar por encima el coulis. 

Elaboración de la gelatina de granada

En un plato hondo ponemos a hidratar las hojas de gelatina cubriéndolas con agua unos 10 minutos.

En un cazo ponemos el zumo natural de granada, el azúcar y el limón. Lo ponemos a fuego medio mientras removemos y cuando comience a hervir. Retiramos del fuego e inmediatamente añadimos las hojas de gelatina que habremos escurrido previamente y damos vueltas con una espátula de silicona hasta que esté completamente disuelta la gelatina.

Dejamos atemperar unos 15 minutos la gelatina, removemos de nuevo y la echamos con cuidado sobre los vasitos donde hemos preparado la panna cotta. Opcionalmente podemos decorar con unos granitos de granada.

Volvemos a poner los vasitos en el frigorífico y dejamos que la gelatina se cuaje un mínimo de 4 horas. Siendo aun mejor si lo preparamos el día anterior.

Sacamos de la nevera y a disfrutar. 

5 comentarios:

  1. Una panna cotta sin duda muy rica ,el zumo de granada tiene que darle un sabor estupendo
    bss

    ResponderEliminar
  2. Que bonita la presentación y desde luego deliciosa con ese zumo de granada¡¡¡
    Besitos¡¡¡

    ResponderEliminar
  3. Hola,
    ¡Que rica la passa cotta!.
    Ésta se ve estupenda, tanto de sabor como de presentación.
    Saludos y buen domingo :)

    ResponderEliminar
  4. Me parece de lo más elegante, seguro que si lo es en la presentación igualmente será elegante al paladar. Un beso!!

    ResponderEliminar
  5. Wow! me encanta la versión que has hecho con el zumo de granada!
    Te ha quedado fantástica!
    Un saludo enorme!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...